Saltear al contenido principal
Cortes De Suministro En El Hogar

Cortes de suministro en el hogar

Puede ocurrir que, al llegar a una vivienda nueva, nos encontremos que no hay electricidad o gas natural, pero que la distribuidora nos indique que existe un contrato activo de electricidad y/o gas natural. En este caso, y si no hay ninguna avería dentro de la vivienda, se habrá producido un corte de suministro en el inmueble. Veamos qué tipos de corte de suministro existen y qué debemos hacer en casa caso.

Corte de suministro

Aunque un corte de suministro siempre es lo mismo (suspensión del suministro de electricidad o gas natural en la vivienda), existen diferentes tipos, dependiendo de las causas:

Cortes programados

Generalmente, los cortes de suministro programados se llevan a cabo si se tienen que realizar  trabajos de mejora y mantenimiento de los diferentes elementos que componen la red.

Estas tareas son planificadas por las distribuidoras con tiempo y buscan mejorar la calidad de los servicios, así como garantizar la seguridad de las instalaciones.

Antes de realizar un corte de suministro programado, las distribuidoras deben enviar un aviso de corte (con 24 horas de antelación mínimo al día de corte) informando de la hora, el día y la zona afectados por la suspensión del suministro.

Para que una suspensión del suministro se pueda calificar como programada, las distribuidoras deben solicitar la autorización del órgano competente de energía de la Administración autonómica con una antelación mínima de setenta y dos horas.

 

Cortes de suministro por avería

 Una avería en la red de suministro tanto de electricidad como de gas natural puede generar un corte imprevisto que se puede dar en un único punto o bien en un conjunto de ellos.

Causas de un cortes de electricidad:

  • Sobrecarga del sistema de electricidad
  • Factores meteorológicos
  • Incendios
  • Fauna y vegetación
  • Picos puntuales de alta demanda de electricidad
  • Deficiencias en los sistemas de distribución
  • Rotura o daños de algún elemento en la cadena

Causas de un corte de gas natural:

  • Averías en el circuito de la calefacción
  • Avería en el transformador
  • Avería en el regulador de presión
  • Avería en el termostato
  • Avería en algún punto del sistema de suministro

Cortes de suministro por impago

Cuando el usuario lleva varias facturas impagadas, el proceso normal de la comercializadora es enviar la orden de corte del suministro a la distribuidora, siendo la distribuidora la que se encargará de realizar el corte.

Las comercializadoras dan varios avisos antes el impago de las facturas de gas natural y electricidad, dando oportunidades para acabar con la deuda. Hay que tener en cuenta que estos cortes no se producen por una sola factura impagada.

El plazo que se tiene para pagar una factura es de veinte días naturales desde que se emitió la factura. Si, una vez pasado ese tiempo, no se ha pagado la factura, se puede iniciar el proceso de corte de suministro.

Este proceso consiste en enviar varios avisos al cliente por vía telemática o postal en los cuales se le informa de la situación de impago y de las posibles consecuencias si no se paga:

  • El primer aviso se envía a lo largo de los dos meses siguientes tras haber sido rechazado el primer pago de la factura, donde se da un nuevo plazo para el pago.
  • El segundo aviso se hace mediante un sistema que permita reconocer que el usuario ha sido notificado (como un burofax o una carta certificada).
  • En caso de que, transcurrido el tiempo que indique esta notificación, siga constando como rechazada u omitida, la comercializadora puede iniciar el proceso del corte de suministro.

En este sentido, es importante verificar que el inmueble que compramos o alquilamos está libre de cargas y no hay facturas pendientes ni ninguna deuda asociada al suministro.

Volver arriba

    Tu Nombre

    Tu Teléfono

    Tu E-Mail

    Tu Ciudad